Doctorando en Biomedicina de la UANDES publica investigación en prestigiosa revista científica

Martes 25 de enero de 2017

“Detección de priones en sangre de pacientes afectados por variant Creutzfeldt-Jakob Disease (vCJD)” es el título del paper que Luis Concha, estudiante del programa de doctorado en Biomedicina de la Universidad de los Andes, publicó en la prestigiosa revista científica, Science Translational Medicine.


En el artículo, el doctorando dio a conocer los resultados de una adaptación a la técnica Protein Misfolding Cyclic Amplification (PMCA), desarrollada por el Protein Misfolding Disorders Laboratory de la University of Texas Health Science Center, en Houston, EE.UU.

 

Las modificaciones descritas a la PMCA, permitieron la detección de priones (el agente infeccioso causante de estas enfermedades) en sangre de pacientes vCJD con alta especificidad y sensitividad.

 

Este trabajo se enmarca dentro de la tesis doctoral de Luis, quien está trabajando actualmente bajo la dirección del Dr. Claudio Soto en Houston. Otros objetivos de su tesis son la detección de priones en tejidos y otros fluidos corporales humanos, para establecer PMCA como un método de diagnóstico viable para priones humanos.


“En el laboratorio hemos sido capaces de detectar priones en orina y sangre de modelos animales, así como también en casos humanos confirmados de vCJD. Creemos que implementando PMCA para la amplificación de priones en sangre podríamos tener un sistema de detección temprana de este mal. Hasta el momento tenemos resultados alentadores, ya que hemos podido encontrar priones en todos los pacientes afectados que hemos analizado y no tenemos falsos positivos”, explicó Luis.


Adicionalmente, está haciendo estudios de detección preclínica en macacos experimentalmente infectados con vCJD. “Hemos descubierto priones durante etapas tempranas de la enfermedad, lo que sugiere que el método que hemos implementado podría detectar priones en humanos antes de que el paciente incluso presente los síntomas”, manifestó.


Este trabajo podría traer beneficios adicionales, ya que otras patologías neurodegenerativas como Alzheimer o Parkinson tienen una génesis molecular similar.

 

“Al conocer las bases biológicas de las enfermedades priónicas podríamos entender otros padecimientos neurodegenerativos que afectan a nuestra sociedad actual”, concluyó.