Facultad de Educación UANDES da cuenta de los resultados de Dialect

Viernes 1 de junio de 2018

En el marco del seminario “Diagnóstico y decisiones oportunas: las claves para el mejoramiento de la lectura infantil”, los investigadores de la Facultad de Educación de la Universidad de los Andes (UANDES) dieron cuenta de la experiencia de cuatro años de investigación y desarrollo del programa Dialect, una plataforma tecnológica que permite medir las habilidades lectoras en niños de kínder a cuarto básico.


Esta aplicación, creada en 2014 por investigadores de la Facultad de Educación de la Universidad de los Andes, y desarrollada en conjunto con la empresa Colegium y el apoyo de Corfo, fue probada en 12.000 alumnos, de Chile y Argentina.


Durante el encuentro, el Rector de la UANDES, José Antonio Guzmán, compartió el orgullo que significa para la Universidad el desarrollo de este proyecto y destacó la importancia del trabajo conjunto entre distintas áreas de la casa de estudios junto a otras instituciones como Corfo y Colegium. Asimismo, animó a los presentes a “entusiasmar también a los estudiantes para que sean capaces de innovar y ser agentes de cambio”.


Anil Sadarangani, subdirector de la Dirección de Innovación y Transferencia Tecnológica de la UANDES, explicó que durante los dos últimos años han trabajado junto a las investigadoras de la Facultad de Educación y el equipo de Colegium para optimizar Dialect y hacer este proyecto ‘escalable’ al mercado. “El objetivo de nuestra área es hacer conversar al mundo académico con el mundo empresarial y así lograr resultados como éste”, indicó.


Resultados y experiencia
A continuación, la vicedecana de investigación de la Facultad de Educación y líder de Dialect, Pelusa Orellana, presentó la visión del equipo de investigación de la Facultad que creó Dialect: el diagnóstico lector. Éste consiste en un análisis mediante el cual un alumno adquiere sentido y significado desde el texto impreso y además, consiste en un proceso de resolución de problemas. “Queremos ayudar a los niños a llegar, desde su nivel actual de lectura, hacia su nivel potencial, porque las diferencias lectoras son acumulativas”, explicó la especialista, y luego añadió que “no podemos seguir esperando y los niños merecen mejores herramientas que los van a hacer grandes a futuro”.


Kattia Muñoz, profesora investigadora y miembro del equipo Dialect, compartió los principales hallazgos de la investigación, entre los que figura el desconocimiento de los subprocesos lectores por parte de los profesores que participaron en el estudio, pero gracias a Dialect, los docentes los incorporaron en sus rutinas de trabajo con los niños y, luego, se evidenciaron avances en vocabulario, conciencia fonológica y conocimiento del alfabeto por parte de los alumnos.


Otros de los expositores fue Ariel Gringaus, gerente general de Colegium, empresa que implementa la plataforma en diversos colegios de Chile y Latinoamérica, quien afirmó que “en el sistema escolar tenemos muchos datos, pero muy poca información y Dialect ayuda a comprender esos datos que antes no se procesaban individualmente, sino que de una forma masiva”.


El ingeniero sostuvo que uno de los desafíos que tuvieron fue cumplir con todos los requerimientos pedagógicos de cada test. “Hemos podido adaptar la plataforma al país donde se está aplicando. Por ejemplo, en Argentina no ocupan minúsculas y ellos dicen “galletita” en vez de “galleta”, como en Chile”, explicó.


Francisca Valenzuela, Vicedecana Académica de la Facultad de Educación, compartió el orgullo que significa para la Facultad haber desarrollado esta aplicación y contó sobre Diamat, tecnología hermana de Dialect, pero que mide las habilidades matemáticas de los niños. La Vicedecana Académica sostuvo que Chile está estancado, en los mismos resultados de comprensión lectora, hace 10 años. Agregó que estas pruebas fueron desarrolladas por profesores, entregando la información que cada docente requiere. “Una de las cosas que más valoraron fueron las herramientas que se entregaron para poder planificar y establecer una estrategia para cada alumno”.