Victoria Rozas, estudiante de ADS, es destacada como la mejor deportista del año

Viernes 7 de diciembre de 2018

Victoria Rozas, alumna de primer año de la Escuela de Administración de Servicios, junto al Vicerrector de Alumnos y Alumni, Francisco Javier Lavín, en la entrega del Premio Mejor de los Mejores año 2018.

Un ejemplo de liderazgo, constancia y rendimiento, así fue calificada la alumna de primer año de la Escuela de Administración de Servicios, Victoria Rozas, al recibir el premio “Mejor de los Mejores año 2018”.

El reconocimiento, que fue entregado en la Gala de Deportes y Cultura por el Vicerrector de Alumnos y Alumni de la Universidad de los Andes, Francisco Javier Lavín, es la máxima distinción que se ofrece, destacándola como la mejor deportista.

Victoria lleva tres años practicando atletismo, específicamente la especialidad de salto alto. Antes, cuenta, no era una opción. Hasta segundo medio jugaba y practicaba Hockey en el club Manquehue, hasta que se retiró. “Quería forjar lazos con mi colegio y quise participar en el Interescolar. El entrenador de atletismo de mi colegio, Pedro Cabrera, me probó para salto alto, lo que fue una buena decisión. Me terminó gustando mucho y luego de un par de meses de entrenamiento, obtuve el segundo lugar en el Interescolar Soprole a principios de año”.

Desde entonces, ha participado en muchos campeonatos nacionales y universitarios, obteniendo muy buenos resultados. A nivel internacional, obtuvo el segundo lugar en el Sudamericano Sub 23 en Ecuador, y primer lugar en un Binacional (Argentina Chile) en Rancagua. “Lo que más valor tiene, es la autosuperación, lograr mejorar las propias marcas y la humildad. Ganar es lindo, pero hay que saber aceptar que no siempre se gana con las marcas que uno espera”, afirma.

¿Cómo te preparas o entrenas actualmente?
Hasta este año, entrenaba 3 veces a la semana. Martes y jueves con Marcelo Orellana (entrenador de la UANDES) y los miércoles iba al colegio. También trato de participar en todos los campeonatos que se realicen, porque al final es un entrenamiento más y sirve para medirse tanto física como mentalmente.

¿Cuáles son los principales desafíos?
Hay muchos campeonatos importantes para el año que viene. Sudamericanos adultos, panamericanos, y otros, de alto nivel internacional. Sería increíble poder ser parte de las delegaciones que representan a Chile, pero sé que para llegar a ese nivel se requiere de mucha constancia y trabajo mental. Para viajar a importantes campeonatos piden una marca de 1.80 mt., lo que sería el récord nacional adulto en salto alto de mujeres. Para ello, el entrenamiento debe ser intenso, pero lo más importante es que el atleta sea el principal propulsor del objetivo, de lo contrario no va a funcionar.

¿Cómo concilias el estudio con el deporte?
Estoy convencida que al final, quienes menos tiempo tienen, son más efectivos respecto de su rendimiento en el estudio. La organización es clave y saber aprovechar las “ventanas” para estudiar y cumplir con el horario de metas que uno se propuso. Hay tiempo para todo, y si no hay, se hace un espacio. Nunca he perdido un entrenamiento por tener que estudiar y espero nunca tener que hacerlo, ya que una vez que uno parte faltando, es fácil que se vuelva costumbre.

¿Qué es para ti el deporte?
Para mí es una forma de descargar energías y recargar otras. Un día flojo, me lo activa; y si estoy desconcentrada, me tranquiliza. No puede ser monótono y por eso también intento compatibilizarlo con otras actividades artísticas, culturales o deportivas de diferente tipo, como por ejemplo, salir en bicicleta al cerro, trotar o hacer trekking. Esto simplemente me llena.

¿Qué significado tuvo para ti recibir el premio “Mejor de los mejores”?
Fue muy emotivo y me sorprendió muchísimo. Fui a la Gala a conocer el ambiente y disfrutar del cierre del año deportivo, teniendo en cuenta que algunos del grupo de atletismo egresaban el mismo año. Me habían avisado que algo me iba a ganar, pero jamás pensé que iba a ser de este nivel. Tengo el galvano en mi pieza y me alegra pensar que muchos entrenadores votaron por mí y lo que he logrado con mi carrera deportiva. Poder representar a la UANDES en la categoría de deportistas es muy especial para mí.