La baja carga académica es un beneficio para aquellos estudiantes que, por encontrarse en una situación particular, no pueden avanzar al ritmo habitual en su malla académica. Estos alumnos pueden inscribir menos créditos de los establecidos por semestre y se les aplica una rebaja en el arancel.
Existen dos tipos de baja carga:

Levantamiento de información

Baja Carga Académica

La pueden solicitar los alumnos que cumplan con los siguientes requisitos:
• Haber cursado el primer año.
• No haber solicitado este beneficio con anterioridad, ya que solo se da una vez durante la carrera (por un semestre).

Diseño de experiencias

Baja Carga Proporcional

Pueden optar a este beneficio los alumnos:
• Con discapacidad o enfermedad grave permanente (presentando certificado con la autorización del Programa de Inclusión Universitaria).
• Que son padre o madre de hijos menores de 7 años (presentando certificado de nacimiento correspondiente).
• Deportistas seleccionados nacionales (acreditar con certificado del COCH o similar).
Todas estas situaciones deben estar debidamente certificadas y el alumno puede solicitar este beneficio todas las veces que lo requiera.

En ambos casos, la solicitud se realiza ante el Consejo de cada Facultad o Escuela y el descuento en el arancel será proporcional a los créditos inscritos en el semestre (máximo 14) según la siguiente tabla: